Pastores ordinarios (Introducción) – C. J. Mahaney

Tendemos a pasar por alto las cosas “comunes y corrientes” en la vida. No vemos un discurso principal en vivo sólo para ver la presentación del nuevo modelo de un teléfono celular ordinario. No compramos caras entradas a estadios sólo para ver competir a atletas ordinarios. Y los videos ordinarios de Youtube nunca se vuelven una epidemia.

Lo normal, lo de todos los días, lo rutinario, lo que no se sale de la agenda, lo que viene al estilo “por mayor”… nada de eso atrae titulares o nuestra atención. Lo que notamos es lo extra-ordinario; y cuando llega lo observamos, lo compramos y lo compartimos.

Y aun así, la verdad es que la mayoría de los pastores no piensa de ellos mismos como excepcionales. La mayoría de los pastores está compuesta por pastores “comunes y corrientes”, y normalmente ellos son los primeros en admitirlo. Estos pastores ordinarios a menudo enfrentan luchas particulares y tentaciones, especialmente la tentación de compararse a ellos mismos desfavorablemente con pastores y predicadores dotados de manera extraordinaria.

Como adelanto del capítulo “Pastores comunes y corrientes” del libro de C.J. Mahaney a publicarse en el próximo Juntos por el Evangelio, estamos reimprimiendo el capítulo en doce partes (cortesía de Crossway). En esta serie C.J. aborda algunas de las tentaciones comunes que los pastores ordinarios experimentan y les proporciona una visión realista para un ministerio pastoral exitoso que honre a Dios y proclame al Salvador.

El mayor objetivo de esta serie es alentar a pastores comunes y corrientes, hombres que trabajan fielmente en sus iglesias ordinarias y buscan honrar al Salvador extraordinario. En las palabras de un anciano a un joven pastor: “Lo que importa al final del día es la iglesia, las iglesias ordinarias que tratan de vivir fielmente en una sociedad que cambia rápidamente. Iglesias comunes y corrientes, pastoreadas por hombres comunes y corrientes como tú y yo, que saben que no podemos hacer todo, pero tratando de hacer lo que podemos y buscando el rostro de Dios por Su presencia y Su bendición, para que Su amado Hijo sea honrado y Su pueblo fortalecido”*

Esperamos que esta serie de doce partes, “Pastores comunes y corrientes”, sirva para ese fin.

 

* D. A. Carson y John D. Woodbridge, Letters Along the Way: A Novel of the Christian Life (Crossway, 1993), 226-227.

Si te ha sido útil esta entrada, compártela

Publicaciones relacionadas

Rompe el hielo, sé el primero en comentar esta entrada

dieciseis + 10 =